Crecen sólo los coworkings que gestionan comunidades

Coworkidea abre un nuevo espacio y se consolida como centro tecnológico

Hoy, el coworking es el catalizador de un cambio en la forma de trabajar y un vívido ejemplo de economía colaborativa. Un coworking va más allá del espacio físico. Es un líder de este cambio de paradigma porque facilita las conexiones y sinergias generadas entre miembros y el conocimiento que se comparte entre comunidades. 

Ahí reside el éxito de un coworking y es lo que marca la diferencia. Justamente, son estos coworkings los que hoy están creciendo y se están ampliando. Coworkidea se formó en 2011 y ahora, tras cinco años de funcionamiento, amplía su espacio en una planta de 440 m² lista para dar cabida a 50 nuevos miembros. Otros espacios que también disfrutan de expansiones son, por ejemplo, Betahaus o Crec.

La situación de los coworkings en España ha pasado por varias etapas, como se desprende de los estudios realizados por Coworking Europe. A partir de la crisis de 2008 y el boom inmobiliario, se disparó la aparición de espacios de coworking. Eso generó una burbuja que estalló, finalmente, el 2012. Muchos espacios cerraron y los que se mantuvieron aprendieron la importancia de tener un modelo de negocio innovador y rentable, basado en las sinergias y el modelo de trabajo colaborativo. 

Caso de éxito: Coworkidea

CoworkIdea nació en 2011 de la ilusión de sus fundadores, Ruth y Alberto, de construir un proyecto basado en la filosofía de compartir. “Nos gusta la idea de colaborar y de enriquecerse conjuntamente, por eso nos motivaba un espacio de coworking“, comentan. 

Cuando empezaron, hace cinco años, había alrededor de 30 coworkings. Ruth y Alberto, se encontraban en un momento de cambio profesional y, por casualidad, tuvieron noticia de los coworkings. Entonces investigaron y decidieron apostar por el concepto. 

La recompensa a los momentos duros

Levantar un negocio cuesta. Esto lo saben los que lo han intentado. “Durante los dos primeros años tuvimos pérdidas”, recuerda Ruth, que añade: “Nunca abandonamos, porque creíamos en el proyecto. Y, poco a poco, la comunidad se ha ido consolidando”.

Ahora están en fase de expansión y eso les enorgullece. Las ideas, cuando se comparten y se trabajan dentro de un colectivo, mejoran. Por eso, “queremos seguir siendo un espacio de referencia orientado a profesionales digitales, ya que tenemos una amplia comunidad de este perfil”, declara Ruth.

¿Qué diferencia a Coworkidea?

La comunidad. Actualmente se forma por treinta miembros, pero lo valioso realmente es su antigüedad. Muchos, han sido coworkers desde el principio, desde hace tres años, y juntos han formado este ecosistema que genera proyectos y oportunidades a través de la colaboración y la innovación.

Han captado una comunidad con talento y la han sabido mantener. Han facilitado un entorno en el que las sinergias fluyen y facilitan ese proceso de crecimiento y creación.
 

Te invitamos el próximo jueves 13 de octubre, a las 19h, a la inauguración de la nueva planta

Para más información, consulta nuestra web o envíanos un email.

Comentarios