Dónde quieres trabajar

Tendencias de coworking para el 2018

Un año más, la industria del coworking continúa creciendo en España, con respecto al año pasado se ha registrado un aumento considerable y se prevé que continúe así. Actualmente, en nuestro país existen en torno a 1.500 centros de trabajo compartidos, una cifra bastante significativa si cogemos como referencia los datos del año 2010, cuando tan solo contábamos con 50 espacios.

Los usuarios típicos que trabajan en estos centros a día de hoy son principalmente freelances y autónomos, consultores, diseñadores gráficos y que cuentan con estudios superiores.

Pero ¿cuál es el perfil que contratará el servicio de los coworking para el 2018? ¿A qué tendencias tendrán que adaptarse los espacios? En este artículo te mostramos algunas de las nuevas modas que llegarán con fuerza a nuestro país durante el próximo año, y a las que los centros de coworking tendrán que adaptarse si quieren continuar compitiendo en el mercado.

Las 5 tendencias de coworking

Diseño de experiencia del usuario (UX)

A pesar de que muchas empresas ya lo están haciendo, es un aspecto al que se le pone especial atención para el próximo año. Cada vez existen más centros con los que competir y si quieres diferenciarte, tendrás que hacerlo desde el primer contacto del cliente a tu coworking. Los primeros momentos son esenciales para la captación, por ello debe diseñarse una experiencia del usuario que comience antes de entrar al propio espacio. Se diseña el recorrido de la persona desde que existe un interés hasta que se convierte en coworker. Este recorrido constará de tres partes diferenciadas, el primer contacto, la presentación del espacio, y por último la introducción a la comunidad como un miembro más.

Para llevar a cabo una buena experiencia del usuario, hay que tener en cuenta la distribución del espacio para conseguir que sea atractivo e invite a trabajar. La manera en la que el individuo circula dentro del espacio, lo que ve y oye mientras trabaja, es fundamental para conseguir que los coworkers estén contentos y no quieras macharse.

Escalabilidad

Desde Nueva York llega una de las tendencias más temidas por los espacios pequeños, la entrada de grandes empresas del coworking como WeWork, Spaces y Talent Garden. Según un estudio de Deskmag, los espacios con más de 200 miembros son más rentables que los que cuentan con entre 1 y 24 miembros. Esto obliga a los pequeños coworking a especializarse o desaparecer, ya que serán estos grandes espacios los que dominarán el mercado.

Estos tres espacios que se nombran ya se encuentran en negociaciones para su futura llegada a España, aumentando la presión sobre los centros de trabajo compartido más pequeños para el próximo año

Impacto social

Cada vez son más los espacios que tienen incluido en su ADN el impacto social, su modelo de negocio gira entorno a objetivos que añadan valor a la comunidad. Podemos ver casos como el de Ashley Proctor, fundadora de Xspace, un espacio de coworking en Vancouver, que tras detectar una necesidad específica en la sociedad canadiense se decidió a abrir este centro enfocado a diseñadores jóvenes que necesitaban un lugar donde desarrollar su creatividad.

Coworkers locales

Desde los coworkings de Shanghai, llega una nueva tendencia para el próximo año, la creación de espacios centrados en los coworkers locales, en torno al 80-90% de los usuarios corresponden a este perfil. Los servicios y la forma en la que se entiende la comunidad es diferente, son espacios que disponen de grandes superficies, sin embargo, no son centros innovadores, ya que dedican todos sus esfuerzos a las relaciones entre la comunidad.

Especialización

Como ya adelantábamos, la especialización es una tendencia al alza como consecuencia de la llegada de grandes agentes. Para conseguir diferenciarte hay que apostar por desarrollar tu negocio enfocado a nichos concretos de mercado. Un ejemplo es Herahub, en Estocolmo. Dedicado específicamente a mujeres emprendedoras, en este coworking la idea de fondo es compartir equipos especializados que suponen un gran desembolso: máquinas de cocina, de odontología o material artístico. Esto permite a los coworkers ahorrar costes en el desarrollo de su actividad.

 

Puedes conocer más información sobre las tendencias para los próximos años en nuestro "Especial Coworking Spain Conference 2017".

Comentarios