Cómo crecer sin un Hedge Fund. Gabi Espin y Franz Pallerés (Aticco)

En un panorama en el que los centros de coworking apuestan por grandes inversores para desarrollarse, parece asignatura obligada encontrar un Hedge Fund o fondo de cobertura para alcanzar el ÉXITO. En Coworking Spain Conference 2019, Franz Pallerés y Gabriel Espín, cofundadores de Attico, expusieron su caso para demostrarnos que este tipo de asociaciones no son la única alternativa a la hora de llevar nuestro proyecto, por ambicioso que sea, a buen puerto.

Desde su creación en 2016, Attico ha experimentado un crecimiento vertiginoso que le ha llevado a convertirse en el centro de coworking con más metros cuadrados de Barcelona. ¿Su punto de partida? La apertura de un centro situado en un ático de 1000 metros cuadrados en pleno centro de la ciudad condal: Attico Urquinaona. Y es que es en el ático donde a menudo suceden muchas cosas, así que se animaron a hacer de esta parte del edificio la seña de identidad de su marca como centro de coworking.

Los comienzos no son fáciles y a menudo existen intangibles que pueden llegar a tener tanto o más peso que los euros: pasión, colaboración, exigencia, curiosidad y empatía fueron los primeros materiales de construcción de su espacio. De hecho, involucraron a sus seres queridos en el proyecto: familiares y amigos se arremangaron durante semanas para el estreno. El recibimiento fue apoteósico: Attico Urquinaona se abrió en septiembre de 2016 y en muy pocos meses ya habían logrado rentabilizar el espacio.

En un primer momento, todo lo que ganaban lo invertían para seguir creciendo. En marzo de 2017 ya se habían fijado un plan de negocio orientado a crecer hasta los 5.000 metros cuadrados en 5 años (2021). Y en julio de 2017 dieron un paso gigantesco para ello al hacerse con una planta de 1.000 metros cuadrados en el mismo edificio. Para lograrlo recurrieron a financiación bancaria (80.000 euros).

En enero de 2018 se hicieron con la 4ª planta del mismo edifico (también de 1000 metros cuadrados). Ampliaron además su plan de crecimiento a 20.000 metros cuadrados en los 5 años siguientes (2022). Para asumir esta ampliación, iniciaron una ronda de financiación con Family Offices que cerraron con 700.000 euros. El crecimiento siguió imparable: en mayo de 2018 adquirieron 1.000 metros cuadrados en la primera planta y en junio, 650 metros cuadrados en la planta entresuelo. Pero además de la mayor superficie, aprovecharon la ampliación para introducir mejoras: gimnasio, cafetería y otras prestaciones orientadas que su servicio alcanzaa la excelencia.

En Junio de 2018 encontramos otro hito destacable: la apertura de Attico Hospitalet, con una situación estratégica, cercana al aeropuerto. Para afrontar esta nueva etapa de crecimiento recurrieron a la financiación bancaria que alcanzó los 1,5 millones de euros. De ahí el crecimiento continuó imparable con la apertura de 4 nuevos espacios: Attico Med, Attico Verdaguer, Attico Pallars y Attico Les Corts. La superficie total con la que cuentan en este momento es de 24.943 metros cuadrados.

Pero el crecimiento no solo lo encontramos en relación a los metros: el coste medio por metro cuadrado también se incrementa, debido al mercado, llegando a los 20 euros por metro cuadrado (10 euros en 2016). Además, el coste de construcción ronda los 300 – 400 euros (150 euros en 2016) y el equipo alcanza los 58 trabajadores (2 en 2016). El precio al cliente sube notablemente, por lo tanto, pasando de 190 euros a 350 euros.

 

Recursos para crecer

A tenor de su experiencia, el crecimiento sin un Hedge Fund para Attico ha sido viable a través de los siguientes medios:

  1. Clientes. No les des más vueltas: para tener éxito hay que vender y atraer a usuarios. Ellos son quiénes pagan los servicios que tú ofreces.
     
  2. Propietarios. Es importante generar una relación con los propietarios que resulte ventajosa para ambas partes. En este sentido los conceptos de carencia y aportaciones a la obra son cruciales. Los propietarios deben ser conscientes de que tienen metros cuadrados pero que su espacio exige adaptación, medidas, licencias… y que todo eso es dinero. ¡Y quebraderos de cabeza! Han de entender que la inversión en mejoras, por lo tanto, se quedará en su activo y, o bien asumen esto, o bien han de repercutirlo en el precio del alquiler para que no sea tan alto.
  3. Proveedores. Partners, pagos prorrateados o rentings son recursos que te permitirán alcanzar una mayor eficiencia de costes en lo que a proveedores se refiere.
  4. Pool bancario. Pólizas de seguro, avales bancarios (no te la juegues) o negocio a cambio (domiciliaciones, seguros, TPVs…) de prestaciones bancarias favorables.
  5. Inversores. Amigos, familiares y conocidos pueden ser un buen impulso en los comienzos. ¿Más adelante? Family Office, Crowdfunding o Venture Capital.

 

PERSPECTIVAS DEL MERCADO Y PLANES DE FUTURO

El mercado se presenta tan emocionante como retador. La llegada de los grandes operadores, la irrupción de las inmobiliarias y la popularización del coworking está generando una mayor competencia a la hora de hacerse con los edificios estratégicos: y también con los clientes. Ligada a este boom, es previsible la subsiguiente subida de precios.  

En este contexto el plan de Attico es seguir creciendo para alcanzar los 130.000 metros cuadrados en el año 2024. Para ello, buscan una inversión en venture capital que les inyecte unos 6 millones de euros. Y es que tanto el mercado como las necesidades de los clientes crecen a un ritmo que ellos están dispuestos a seguir.

  • Post basado en la participación de Franz Pallerés y Gabriel Espín, cofundadores Attico, en Coworking Spain Conference 2019

Comentarios